+

Cadenas


Estoy con cadenas atado,

La de hierro, del infortunio,

La de acero del  desamor,

Como aprietan el corazón.

De que manera me libero?

No tendría, que haber desamor,

Tampoco el infortunio, el rencor.

Entonces, con golpe certero,

Rompería las cadenas,

Liberaría mi corazón,

Y terminarían las penas,

Así, reinaría el amor.

Ahora, puedo decir que si,

Que rompí mis cadenas,

Porque la poesía reino en mi,

Y tengo en mi corazón la primavera.

Mi alma se pobló de versos,

Alejando las cadenas,

Hizo desaparecer mis penas,

De mi vida saco su negro velo.

Solo la poesía del amor,

Convirtió, lo que antes fue dolor,

En luz y belleza, como si fuera,

Una hermosa y eterna primavera. . .

Olegario Juan Caorsi

Participe

comparte esta página en: